vamosESPERANZA

Tegucigalpa, 23 de septiembre. El presidente de la República, Juan Orlando Hernández, propuso hoy a ante la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) la creación de un grupo selecto de líderes y expertos mundiales en distintas áreas para que ayuden a crear una hoja de ruta para salir de la crisis provocada por la pandemia de covid-19.

"Convencido que no solo es de criticar, sino también aportar soluciones ante semejante desafío mundial, proponemos respetuosamente que el Secretario General (António Guterres) convoque a un grupo selecto de líderes mundiales exitosos en los campos de desarrollo económico, sistemas de salud, educación, pequeños negocios, tecnología aplicada a la nueva realidad que el mundo enfrenta, entre otros, para que ayuden a crear un plan, una hoja de ruta, porque en la medida en que salgamos bien todos, todos ganamos", expuso Hernández.

También señaló que "es necesario pasar de la teoría a los hechos, de las palabras bonitas y elocuentes discursos, a la realidad; el cambio climático ha sido una emergencia desde hace varios años y todavía no sabemos dónde están los famosos Fondos Verdes".

"Tenemos que hacer algo, y pronto, para pasar de la retórica a la acción en este y todos los temas", insistió.

Lo anterior es parte del discurso del mandatario hondureño ante la 75 Asamblea General de la ONU, la cual por primera vez en su historia se celebró de forma virtual debido a la pandemia de covid-19.

"Esta pandemia ha desnudado bastante la inequidad real del mundo en que vivimos; cuando todos buscamos medicamentos, insumos hospitalarios, equipos o las tan ansiadas vacunas solo unos pocos países van a tener un amplio acceso a ellos, en primera fila, y no se trata de los más necesitados", cuestionó Hernández.

"Así hemos visto cuando existe escasa dotación de un medicamento que el país productor retiene la producción, igual pasa con los equipos médicos; en algunos países han tenido producciones incautadas, prohibiendo las ventas a otros países, ¿y el resto de naciones?, ¿Que se muera la gente?. Y con las vacunas, ¿Qué va a suceder? ¿Quiénes tendrán acceso a ellas? ¿Ya existen listas de países para eso?", preguntó Hernández ante la Asamblea de la ONU.

El titular del Ejecutivo reconoció que "la Organización Mundial de la Salud (OMS) en esta crisis en el caso particular nuestro recibimos ciertas recomendaciones al inicio de la pandemia, algunas de ellas muy acertadas, y el apoyo a través de la OPS para la adquisición de insumos y equipos médicos que tanto nos ha servido".

"Pero también ha habido momentos en que no hemos estado de acuerdo con sus recomendaciones, como cuando se dijo que el uso de la mascarilla no era necesario, pero nosotros tomamos la decisión de entregarlas masivamente a nuestra población y tuvimos que tomar nuestras propias decisiones basadas en nuestra propia experiencia", recalcó.

El mandatario también cuestionó que "cuando existe la tecnología y la ciencia para anticiparse a ciertas situaciones, y sobre todo si existe información sobre una amenaza a la salud mundial, esa información debe ser compartida a todos los países de manera transparente y oportuna, evitando así que sea manipulada para beneficiar algunos intereses de naciones en particular".

Hernández exaltó cómo los hondureños creadores de los tratamientos Maíz y Catracho compartieron los avances descubiertos en los tratamientos para disminuir las muertes por la pandemia: "Por ejemplo, fue de mucha ayuda que nuestros médicos recibieron y compartieron información con médicos de Europa, de las Américas, y no hacer esto, debe ser considerado delito de lesa humanidad".

"Es también obligación de todos los Estados participantes del Sistema de ONU poner al servicio del mundo información tan sensible para la vida humana a través de la OMS o directamente entre países", reiteró.

El gobernante insistió en su que "si esta pandemia no hace cambiar nuestra actitud hacia los demás ya nada nos hará cambiar porque este virus nos ha atacado a todos por igual; no ha habido rico o pobre que no pueda ser alcanzado por esta enfermedad. Este virus nos ha recordado de la manera más dura que al final somos humanos vulnerables, miembros de una misma especie, aunque hablemos en idiomas diferentes, nos vistamos de manera diferente o vivamos en regiones diferentes del planeta".

"Honduras como Estado fundador acompañó desde el primer momento estos altos propósitos de la misma manera que nos conmovieron las consecuencias de las dos grandes Guerras Mundiales y buscamos en aquel momento mostrar lo mejor de nuestra especie humana uniéndonos en este foro global, creando esta organización que es hoy la mayor organización mundial que existente en nuestro planeta", destacó.

Hernández cuestionó el desempeño de la ONU: "Yo creo que no hemos estado cumpliendo a cabalidad durante estos últimos 75 años los propósitos altruistas establecidos en la creación de esta organización o por lo menos no todos los propósitos que se establecieron 1945".

Personal sanitario, héroes nacionales

"Nuestros médicos y personal de salud que han trabajado y han estado en primera fila luchando contra esta pandemia los consideramos héroes porque se han arriesgado día a día durante estos pasados 6 meses trabajando sin descanso", resaltó Hernández.

"Y precisamente sobre la experiencia adquirida es que pudieron identificar algunos medicamentos que en la práctica han tenido excelentes resultados, medicamento de bajo precio y de venta libre en nuestros países", recordó.

Hernández reconoció el valioso resultado de los tratamientos Maíz y Catracho que ahora reciben el reconocimiento internacional y que engrandecen a Honduras: "Así surgieron dos medicamentos que denominamos Maíz y Catracho por sus siglas en español y gracias a estos pudimos reducir la mortalidad de los enfermos de un 9 % al inicio a un 3 % o menos en la actualidad".

Recientemente, el director del Programa Medicina Familiar de la Universidad de Texas, Sidney Ontai, asevero que según un reciente estudio en Honduras se han salvado 4.200 vidas con los tratamientos Maíz y Catracho.

El Gobierno destinó 88 millones de lempiras para la adquisición de 221.000 tratamientos que se han distribuido a la red de establecimientos de salud de todo el país.

Hernández hizo llamado a la Asamblea General de la ONU a poner atención ante las consecuencias sistémicas que está dejando la pandemia: "Yo mismo, como sobreviviente de esta enfermedad y como líder de una nación en vías de desarrollo que lucha por salir delante de esta pandemia, quiero expresar nuestra preocupación por las consecuencias de esta emergencia que hoy enfrentamos, del impacto multifactorial que ha afectado de una manera sin precedentes a nuestra generación en la salud, la educación, la migración servicios básicos, los derechos humanos y la economía de los países, sobre todo los de lo más vulnerables".

"Lo que conlleva a un gran daño en lo social con escasez de medicinas, alimentos, pérdida de empleos, porque ahora se avecina la tarea monumental de reconstruir nuestras economías mientras mantenemos ese balance de proteger la salud y priorizar la vida. Tenemos que devolver la confianza a nuestros pueblos que se preguntan ¿Y ahora qué viene?", subrayó.

Hernández sugirió a los líderes mundiales que, "ahora que estamos inmersos en una nueva crisis mundial ocasionada por la pandemia del covid-19, debemos buscar nuevas ideas, nuevos consensos, siendo más creativos y más sabios para hacer realidad los propósitos que fueron enunciados en 1945".

"Y es que estas crisis globales probablemente continúen con conflictos sociales alrededor del planeta, ocasionados no solo por la amenaza de más problemas de Salud Pública, sino por conflictos, por posesión de tierra, por el alimento, el agua y por ideologías políticas entre otros", alertó el mandatario hondureño a la ONU.

Muertes violentas se redujeron en un 60 %

El presidente Hernández también resaltó en su discurso que "hoy Honduras ha logrado reducir el número de muertes violentas en casi un 60 por ciento; no solo dejamos de ser de los países más violentos del mundo, sino que con todas estas fuerzas creadas y reforzadas por primera vez en la historia le hicimos frente a temibles estructuras criminales y sanguinarias".

El mandatario resaltó que "le hicimos frente a las temibles estructuras criminales y sanguinarias, con el músculo suficiente y el poder económico de desestabilizar un país, pero lo hicimos, sin miedo, sabiendo a lo que nos enfrentábamos. Honduras agradece y reconoce el acompañamiento de todo el Sistema de las Naciones Unidas en la lucha por la seguridad de nuestra gente, entre muchas otras cosas de gran valor que hemos trabajado juntos".

Grupos terroristas

El gobernante por enésima ocasión hizo una petición a la ONU referente de la denominación o calificación que debe darse en el mundo a los grupos criminales: "Una vez más aprovecho para recordarles nuestra solicitud de los últimos años para que los grupos no estatales organizados (maras, pandillas y narcotraficantes) sean reconocidos por esta organización como grupos terroristas".

"Durante estos 75 años que han transcurrido hemos visto en este foro magníficos oradores, grandes discursos escritos por los mejores intelectuales de cada país, grandes líderes con las mejoras vestimentas, las mejores frases; sin embargo, no hemos podido evitar las guerras, no hemos podido evitar la inequidad, no hemos erradicado la pobreza ni tampoco muchas enfermedades endémicas ni epidémicas", aseveró.

Fuerza Honduras

"También hoy gracias al Programa Fuerza Honduras, que consiste en llevar a cada municipio todo lo que es la logística y también el equipo médico, se atiende de manera gratuita a quienes necesitan esa atención del personal de salud; son centros de estabilización o de triaje, brigadas médicas que van de casa en casa buscando los enfermos", informó Hernández en su discurso ante la Asamblea General de la ONU.

El gobernante en nombre del pueblo hondureño hizo un reconocimiento ante el seno de la ONU al personal sanitario del país: "Gracias a nuestros héroes que han estado en primera fila, a nuestros médicos, todo el personal de salud, el personal de seguridad y socorro, nunca terminaremos de agradecerles".

Hernández dijo a los líderes mundiales: "Debemos recapacitar sobre esto, también considero con todo respeto que es momento de revisar todo el Sistema de la ONU, urgente buscar mayor eficiencia y efectividad en lograr los propósitos para los cuales existe".

"Esta organización debe generar el conocimiento e información necesaria para prepararnos para lo que viene, debe existir un análisis prospectivo permanente con los mejores recursos y tecnologías para que no sigamos navegando a ciegas", remarcó.

"Nuestros pueblos merecen más equidad al acceso a la salud, a la tecnología, a la información y a la educación; ante lo que hoy acontece es imperativo que los Objetivos de Desarrollo Sostenible acordados en el 2015 sean revisados, actualizados, replanteados a esta nueva realidad con la que hoy convivimos", exhortó Hernández.

"Todo lo anterior debe hacerse evitando burocracias excesivas e ineficientes; por ejemplo, al inicio de esta pandemia buscamos el acompañamiento del PNUD para lanzar un proyecto de billetera digital que nos permitiera hacer de manera transparente transferencias económicas a las personas más necesitadas del país, las que estaban más necesitadas en sus ingresos. Han pasado ya varios meses y a pesar de que hablé personalmente con altos funcionarios del sistema aún no se ha concluido el proceso y los afectados siguen esperando", detalló.

Se adjunta el discurso íntegro del presidente Juan Orlando Hernández, en la 75 Asamblea General de la ONU, pronunciado de forma virtual.


BOLETINES

 BIS

max

uber presi2

Sigue de cerca las Redes Sociales de Casa Presidencial

facebook

TWITTER

INSAGRAM2

YOUTUBE

flickr